Semana Mudial de Jugar
Jugar en cuerpo y alma.
Del 20 al 28 de Mayo 2018

Experiencias de jugar en la SMJ

24 de Abril de 2018

Diversos grupos cuentan como ocurre la Semana Mundial de Jugar, en sus comunidades, para inspirar así a quien tiene deseos de realizar una actividad.

“Cada año analizamos la situación, circunstancias de los socios, quién se muestra más abierto y nuestra disponibilidad como voluntarios. En 2014, ocupamos parques, movilizamos para que las personas fueran hasta los parques de sus barrios y jugaran allá con nuestros voluntarios. Parques menos utilizados ganaron vida, las personas también necesitan ocupar esos espacios. En 2015, el foco estuvo más centrado en las escuelas, tanto públicas como privadas, y la gente fue para esos lugares. Y este año ya estamos conversando con la alcaldía. Es muy interesante ver como la SMJ rescata mis juegos, yo tengo 60 años y adoro pasar mi conocimiento a otros. Veo que estamos yendo contra la corriente. Mientras algunos estimulan la compra de juguetes para el Día del Niño, con la SMJ nosotros estamos incentivando el juego libre, el poder jugar con el otro, el relacionamiento, y en ese proceso entra adulto, niño y bebé. Es una experiencia increíble que necesita de personas, no es fácil recibir 40, 50 niños en un día. Deben tener gente, unión para hacer que suceda”. Suzana María Maia, exprofesora Waldorf, representante del Núcleo Ribeirao Preto (SP)

 

“El compromiso con el derecho a jugar va más allá de las acciones de la SMJ. No es necesario estar siempre en grupo para movilizar en pro de la infancia. Cada uno en su área puede ser un referente para la infancia, alguien que cuida esa causa. Un odontólogo, un profesor, deben tener una mirada de preservación de la infancia. Las acciones de juego concientizan las personas. Un juego de ronda, una actividad simple pone al padre y al hijo a jugar, eso es lo interesante de integrarse a la SMJ. El año pasadohicimos actividades en una comunidad local. Con la ayuda de los voluntarios y con el material que dispuso la Alianza, con juguetes y cuerdas, hicimos tardes de juego. En algunos lugares, también nos asociamos con escuelas locales y algunas acciones de la Semana se realizaron en la hora del recreo. Para mí, la SMJ es como una fecha conmemorativa, se crea una energía conjunta. Muchas personas trabajando con la misma intención. Es comunión. Aunque el grupo esté medio adormecido, la SMJ despierta. Mejora los días para los niños, para los padres, para los voluntarios. Es un acto de nutrir energía, sueños, todo junto”. Mariane Lecker Canella, actriz, representante del Núcleo de Nova Friburgo (RJ)

 

“Participamos de la Semana Mundial de Jugar, por primera vez, el año pasado y fue una experiencia muy buena. Fue una tarde dedicada a jugar, con debate sobre eso y juegos tradicionales. Logramos reunir 40 niños y adultos de diferentes ocupaciones de la región. Todos jugaron y los niños cocinaron junto con los padres. Creo que eso es lo más importante, ese rescate de la infancia en su forma más pura: jugar, soltarse y el lazo con los amigos, con los adultos. Las carreras del día a día y el mundo cada vez más tecnológico pueden hacer que la gente olvide la importancia de esos momentos. La Semana rescata esto y ayuda a pensar en la forma como estamos tratando a nuestros niños y el tiempo que pasamos con ellos”. Carmen da Silva Ferreira, Coordinadora del Movimiento sin Techo del Centro (MSTC) y de la ocupación en el Hotel Cambridge en Sao Paulo (SP).

 

“En Santos, la Semana Mundial de Jugar se volvió política pública en 2015 con la aprobación de la ley 3138. Con eso, el año pasado, por primera vez pudimos incluir las acciones de la SMJ en la planeación anual del municipio. Como resultado tuvimos una amplia programación y una participación de público diverso para hacer que sucediera: las acciones fueron coordinadas por una comisión formada por poder público, representantes del área de educación y de otras secretarías de la alcaldía, de universidades locales y también del SESC. Este año, estamos reunidos nuevamente y enfocados en actividades que comienzan en los cerros (región más carente de la ciudad) y terminan en la playa. Es importante que todos los espacios estén incluidos y que además de las acciones de juego, también sucedan eventos para la reflexión sobre la niñez y el jugar. La SMJ propone esa base que inspira lo que puede ser hecho y lo que puede ser conversado y discutido. Esto es óptimo para toda la ciudad”. Fabiana Riveiro de Morais, jefe de la sección de Educación Infantil de la Secretaría de Educación de Santos (SP) y representante de la Organización Mundial para la Educación Pre-escolar (OMEP) en Santos.

Acompanhe nas redes
-Aliança pela Infância - 55 11 3578-5001 - alianca@aliancapelainfancia.org.br